el aprendiz de brujo (333): la avaricia

Un relato de Julio Rodríguez titulado “EL ÁVARO”:María Luisa Puiggener Sánchez - Escena del empeño de una joya (1900)

“Abrió la mano y en su mano pudo verse, por un momento tan sólo, una moneda brillante como el sol de una escala musical que tuviera para sí todos los oros de la baraja, y, bajo ella, las líneas de su palma parecían doblarse para apresarla como el cordón que cierra las cajas de bombones, y sintió el peso exacto de aquel metal redondo, su leve precisión, su apariencia asombrosa, la naturalidad con que era acogido por su mano, no tan distinta de las otras manos sin aquella moneda. Cerró la mano lentamente, observando la tierra negra que cercaba sus uñas, apretó fuerte el puño, lo más fuerte que pudo, y cayó al suelo. Dicen que la moneda aún se encuentra en buen estado, prendida por los huesecillos rasgados de la mano, bajo la negra tierra que cubre su cadáver”

Autor: Julio Rodríguez

Ilustración: María Luisa Puiggener Sánchez, “Escena del empeño de una joya” (1900)

Advertisements

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s