amores cotidianos (188): tus aullidos son mis latidos

Un relato cuyo autor desconozco y que lleva por título “LOS ÁNGELES NO CANTAN-QUERIDO LOBO GRIS”:

Christian Weiss - 04

“No nos engañemos, querido lobo gris, te he querido hasta morir y morir es lo que hago cada noche a la una menos diez de la madrugada.

La cáscara se separa del fruto pálido que es mi existencia y cae sobre el colchón, mi piel multiplica su sensibilidad por el número de kilómetros de aquí a Marte y mis ojos se abren. Veo cada partícula de polvo y cada rastro de tu olor en el aire, veo tu esencia del color de las nubes en abril y mi alma se escinde; el bosque y la urbe, correr pegada a tu lomo erizado; correr sobre el pavimento con los pies descalzos.

No nos engañemos, querido lobo gris. Te he querido y te he odiado más de lo que tú odias a los cazadores y a sus escopetas, más de lo que el león del zoo odia los barrotes que le roban su fiereza y su recuerdo de lo salvaje, fiero y prohibido por el hombre.
Cada noche hay una pequeña luz en la punta de mis dedos y y la velocidad de mi corazón aumenta como la del río de la montaña cuando llueve.

No nos engañemos, querido lobo gris, yo correría por ti en cualquier desierto, viviría por ti en cualquier lago de cristales rotos porque son tus aullidos mis latidos.

Tengo una manada de ausencias en las entrañas.

Fuente original: http://queridonumeroimpar.blogspot.com.es/2016/02/los-angeles-no-cantan.html

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s