poemas de amor, versos húmedos (XV)

SEMÁFORO CON YONQUI

Hoy la vi. Parada en el semáforo.Marina Garci - fire (2014)
Me pidió limosna. Casi lloré
al contemplar las marcas
de sus brazos, su cara desvestida.
Las manos me temblaban
cuando pisé el embrague
para meter primera. Diez años atrás
era la dueña de mi cama.

Autor: Pedro Andreu

Fotografía de Marina Garci

Jeremy Lipking - 07

tal vez

porque ahora

no existes

te deseo

Autor: Xavier Frías Conde

Ilustración de Jeremy Lipking

Palabra de honor sobre palabra

Tengo en casa de mis padres
-es decir, en Valencia-
un ejemplar de Palabra
sobre palabra

de Ángel González
firmado por el autor
que me regalaste
el primer fin de semana
que pasamos juntosFrancine Van Hove - La estrella del prado (2004)
-o encerrados
voluntariamente,
para ser más concretos-.

Llegó a tus manos a través
de una especie de juego
de esos en cadena,
y después de firmarlo tú misma
tras tres o cuatro más
que ya lo habían hecho previamente
me hiciste prometer
que se lo regalaría
a su vez a la próxima
chica de la que volviera
a enamorarme
después de ti
-en eso consistía
el juego de marras-.

Qué quieres que te diga.

Hace dos años y medio
y me conoces
lo suficiente
para saber que soy un hombre de palabra
-como los de antes, vamos-francine van hove - 01
y que pienso cumplir
la primera promesa
que te hice

a rajatabla

pero no te equivoques:
a ver alma de cántaro,
mi amor, mi todo
¿de verdad has llegado
a pensar aunque sea

sólo por un segundo
que me plantearía
siquiera
en algún momento
de mi existencia
deshacerme
así como asífrancine van hove - 02
-o de cualquier otro modo-
de semejante reliquia

que andará por algún
inaccesible cajón,
tercera fila de una estantería,
debajo de la cama,
o adivínate dónde
lo habrá puesto mi madre,
es decir, en Valencia:
donde guardo los libros
que no son importantes?

Puede el bueno de Ángel
-inspirador maestro-
descansar bien tranquilo:
mi firma no estará junto a la suya.

Autor: Raúl Sánchez

Fuente original:

http://arrestosdelnaufragio.blogspot.com.es/2014/05/palabra-de-honor-sobre-palabra.html?spref=fb

Ilustraciones de Francine van HoveAlan Feltus - Mermaid Story (2003)

 

Ahora los sábados,
en vez de divertirme,
nos aburrimos.

Autor: Rafael Sarmentero

Ilustración: Alan Feltus, “Mermaid Story” (2003)

NIÑA DE LA CUEVA.

Niña de la cueva,
los campos azules
de encima de techo de mundo gigante
estar ya despiertos.Anónimo - Escena de_caza de la cueva de los caballos

Grandes y tan bellos.

Los toros de nieve cambiantes
cabalgar al alba

jinetes de fuego sentados en ellos

dejar olvidadas sobre nuestra tierra
muchas cosas nuevas.

Y si tú dejarme

cogida de pelo de sol
yo llevarte
a descubrir ellas.

Niña de la cueva.

Niña de la cueva,
yo ser no valiente.

Yo hombre no firme.

Cachorro.

No fiera

de afilados dientes.

Todos de mi gente:
Cobarde,
decirme,

porque tener miedo
cuando después rojo final de los días

arriba
en oscuro

grande bestia negra de nombre “Futuro”

guiñarme mil ojos.

Y yo tener claro que yo ser no fuerte.
y yo tener claro que ser no guerrero.
que fácil por muchos asustarme
peroAnónimo - Cueva de las Manos (argentina)

sin duda
sin miedo

yo manos desnudas subir lejos,
fuera

a cazar de cena la carne del cielo
si tú tener hambre,

Niña de la cueva.

Porque,
por tú verme,
caminar erguido
y quitar con agua maloliente lodo de mi piel,
y solo
para tú contarte
guardar muchas cosas aquí donde frente,
saber de corrido el nombre de todo.

Y aunque por ser débil
y ser poca cosa
y no ser capaz de cazar ni una cabra,
no tener yo piel para hacer tú vestido

Niña de la cueva
para que tú hermosa
yo tallar tú estas piedras preciosas
llamadas “palabras”.

Y cuando los miedos agarrarme el pecho
y el frío azotarme en agujero estrecho
que yo llamo cama
Sentirme valiente,
sentirme caliente
por saber que

yo

No querer mañana

No querer planetas. No querer cohetes.
No querer ciudades. No querer antenas.
No querer la bomba, la radio, la tele.Anónimo - pinturas rupestres
No querer tejanos.
No querer motores.
No querer el nylon.
No querer la imprenta.
No querer comercio.
No querer las leyes.
No querer la banca.
No querer polea.
No querer palanca.
No querer el templo.
No querer moneda.
No querer la espada, no el cuero, no el arte.
No querer el hierro.
No querer la rueda.
No querer el habla.
No querer el fuego.

No querer ser hombre.

No querer ser nada

si tú no quererme

Autor: Dani Orviz

Fuente original:

http://www.novedadesincreibles.blogspot.com.es/2009/05/poemas-de-mecanica-planetaria.html

 

Con la cabezaVivian Maier.
apoyada en el vaivén de tu pecho
y mis cabellos
enredados entre tus dedos
contemplo el hemisferio sur,
el centro del mundo.
Una vez más
ya es primavera en las antípodas
y el camino promete.
Será que tú
eres mi lugar sin tiempo
el único donde no habita el frío
y de ti
no quiero marchar.

Autor: Tomás Soler Borja

Fotografía de Vivian Maier

Advertisements

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s